Vamos al Campo o al Parque?

Hace unos días mi pequeña fue por primera vez al cole, oficialmente, porque ya lo conocía de haberlo visto alguna vez…..bueno, el caso es que en el cole nos dieron un cuestionario a rellenar donde había muchas preguntas, pero entre ellas había una que decía:

– ¿Cuantas veces a la semana va el niño al campo?

Y por supuesto pregunte….-¿es lo mismo el parque?, y me dijeron que no era lo mismo, porque el parque esta como mas organizado y no hay tantas cosas interesantes como en el campo.

Y que puedo decir, me salto la alarma….y pensé, – Jo! tengo un campo magnifico aquí al lado y no se me ha ocurrido llevarla a pasear en el. Recordé que a mi me gustaba pasear todos los días en el campo con mi perro, pero claro, ahora con la niña, el trabajo, etc…no he tenido tiempo.

Y algo dentro de mi se sintió incomoda por no haberlo hecho, ya que el parque es siempre lo mismo, los columpios, los niños, el tobogán…no sé, sentí que el campo podía ser una experiencia interesante y enriquecedora para mi pequeña.

Así que la lleve al campo a pasear y lo pasamos genial….pero hoy domingo, yo quería ir otra vez pero entre que habían cortado unas calles, etc…no conseguíamos llegar a la entrada del campo, pues acabamos en un parque muy cerquita. Donde había muchas familias y muchos niños.

Al principio pensé que quizá le gustaría y ella también quiso acercarse al parque….pero sinceramente y sin animo de ofender a nadie….eso era el parque de los domingueros clasicones….si te fijabas un poco se veía que los padres, por ejemplo, no estaban muy habituados a estar con sus hijos y estaban con actitud de – “es domingo y hay que estar un rato con los niños en el parque”-. Luego prácticamente todos los niños vestidos de domingo, los niños de azul y las niñas de rosa o blanco, con volantitos, los mocasines, etc….

El caso es que viendo la situación de padres entregados, sólo el domingo, a sus hijos, osea, “padres domingueros”, de niños vestidos (los pobres) de domingo, de bicis rosas y azules, de pura tradicionalismo made in spain, de spiderman, hello kitty, barbie…..(puro consumismo), osea a mi modo de ver un aburrimiento. Ademas de estar todos aglomerados en un sólo punto, teniendo una extensión de parque grandisima, y estando a las puertas de un campo protegido y considerado parque natural a dos pasos;……….pues no!! ahí estaban todos aglomerados, porque al otro lado de la calle se podían tomar unas cañitas…..cosas de domingueros ;-)….Total, para que están los domingos, para hacer un poco de paripé con los niños y luego ir de cañitas, verdad? y que los niños no molesten mucho, por favor!!!.

Bien pues nosotras viendo el percal y vestidas para ir al campo, osea, prácticas y cómodas. Pues nos dimos media vuelta con el carrito y salimos de los caminitos asfaltados y ajardinados y nos metimos en caminos llenos de baches, piedras, tierra, piñas, y nos adentramos en el campo….poco a poco dejamos los gritos y barullo de la gente aglomerada en el parque y entramos a un lugar de tranquilidad y empezamos a prestar atención, jugando, en el sonido del viento, en algún que otro pajarito que cantaba….- lo oyes? aquí canta un pajarito-…….-¿has oido mamá ha cantado oto pajarito?-…..-¿lo oyes mamá? es el viento-…..

Y así paseamos, he inventamos canciones sobre los arboles que son verdes y marrones y sobre los saltamontes que perseguimos y que saltaban mucho, mucho , mucho……y si nos parabamos y nos quedábamos calladas, podíamos escuchar los grillos….-ssssshhhhhhhh, mamá-, me decía con esa carilla de pillina.

Kikirikiiiiiiiiii!!!………-¿has oido mamá es un gallo?-….con esos ojillos llenos de vida y alegría por que había prestado atención y descubierto un sonido nuevo en el campo.

Acto seguido fuimos en busca del gallo y encontramos una pequeña granja con el Gallo y las gallinas, y ella las miraba muy interesada en como comían y como andaban y se perseguían entre ellas.

Pero hubo un momento de invasión de padres domingueros con niños histrionicos domingueros también. Se habían juntado dos o tres familias para pasear por el campo, las madres gritaban a los niños, los niños gritaban a un perro abandonado, y los padres a su pu.. bola. El caso es que rompían con la tranquilidad y armonía del momento…pero menos mal que se fueron pronto…..

Nosotras paseamos un poquito más y sentí que este paseo entre los arboles, rodeadas de armonía había sido mucho más bonito y más interesante para ella, además de que ha sido una experiencia que hemos tenido juntas, lo que ha sido de lo más enriquecedor para ambas.

Creo que voy a comprar una bici y una sillita y vamos a salir más al campo, el parque esta bien pero el campo es mejor.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Consciencia Activada, Soy Mamá también. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s